Canciones en provincias

Yo escucho sobre todo canciones, excluyendo casi cualquier otra cosa. Casi nunca escucho jazz o música clásica, y cuando alguien me pregunta qué música me gusta, me resulta muy dificil contestar, porque normalmente quieren nombres de artistas y yo solo se darles títulos de canciones.

” Your love is the place where I come from” es una de las canciones más bonitas , de uno de mis álbumes favoritos de toda la vida:Songs from Northern Britain.

31 Canciones. Nick Hornby.

Pues por Granada pasaron unos de los mayores especialistas en hacer canciones. Los Teenage Fanclub.  Al principio la cosa no pintaba nada bien: un martes de ( casi)  invierno, lluvioso y frío,  a las afueras de Granada. Quince minutos antes de la hora prevista para el concierto “cerrado estaba el Tren a piedra y lodo” ( parafraseando a Machado); apenas una docena de pirados en la puerta. Para acabar de animar,  las críticas del concierto en Madrid durante el fin de semana hablaban de un horrible sonido que impedía apreciar las sutiles harmonías vocales de los TFC. En aquel caso, el concierto se había celebrado en el Círculo de Bellas Artes, sitio divino donde los haya , lleno de gente “cool” a más no poder, más preocupada de lucir el palmito que de atender a lo que se había ( en teoría) ido a escuchar. Donde, además, las salas son perfectas para exposiciones complejas de entender, pero no tanto para escuchar tres guitarras eléctricas a la vez.

Hay veces ( muchas más de las que parece) que vivir en provincias tiene sus ventajas. No diré yo que ayer en el Tren no hubiera también mamarrachos pendientes de ligar con la piba (o el pibe), dando voces que pretendían acallar las esplendorosas guitarras de Blake y compañía. Pero  la mayor parte del personal había ido solamente a eso: a escuchar canciones, y de paso a dar botes cuando sonara The concept.

Sorprendentemente sin silbidos previos, aparecieron con tres cuartos de hora de retraso , para comenzar un concierto de hora y media sin apenas interrupciones. La media de edad del respetable era tan joven como lo eran ellos cuando publicaron aquel Catholic Education del 90 ( que buen regalo para el amigo Ratzinger). Pero el tiempo no pasa en balde, y ellos parecían más bien un grupo de profesores de Salud Pública de Glasgow, hartos de corregir tesinas de alumnos disparatados, en la fista de fin de curso.

Norman Blake, Raymond McGinley y Gerard Love se iban alternando en la voz cantante. A diferencia de Madrid, sonaban bien : aunque el Tren parece el garito donde quedan a tomar copas Jack Sparrow y Keith Richards las noches de temporal, es un tugurio hecho para lo que está hecho. El único “pero” del concierto fue la dificil conjunción entre guitarras y voces, cuando éstas son tan delicadas como justas.

Aunque lógicamente aprovecharon para presentar las nuevas canciones de su espléndido Shadows, su último disco, por allí desfilaron maravillas como The concept, Start Again, Ain’t that enogh, I don’ t want control of you, About you y por supuesto”Love is the place where I come from”.

Canciones. Un concierto de canciones tienen la ventaja de que , como solo duran tres minutos, caben muchas más en hora y media. Donde uno evita esos inaguantables solos del batería destinados , no tanto a demostrar lo bien que toca, como a permitir que el cantante se líe un petardo en el backstage . Otra ventaja más de los grupos que solo hacen buenas canciones.

Como decía Hornby: ” cuando hemos tenido un día realmente de mierda, necesito algún sitio donde refugiarme , y a donde recurro es a canciones como Ain’t that enough“.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en british pop, teenage fanclub. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Canciones en provincias

  1. viv dijo:

    que sorpresa este post….cómo es posible que no nos viésemos? de hecho me acordé de ti y estuve echando un vistazo por si te veía por allí y nada…yo estaba entre esa docena de pirados de la puerta en esos 15 eternos minutos de frío, pero mereció la pena porque fue un concierto realmente estupendo y estuve pensando eso mismo, que a veces los conciertos de provincias son más personales y relajados que los que pasan por las grandes salas…cuál será el próximo? :))

    • lacarave dijo:

      ¡Qué lástima no encontrarnos¡ Sería la oscuridad de la noche, porque bien pocos estábamos. Pero es cierto que no deja de ser un lujo, escuchar a los TFC como si estuvieran en el salón de tu casa, apenas a tres metros de ti. Sin comparación con las ciudades grandes ( la ventaja que ellos tienen es que pasan por ellas mucha más gente, claro)
      El próximo… Lapido el 17.
      Un abrazo y mil gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s