Father, Son and Holy Ghost

Mi amigo Ángel Mena, exquisito experto musical, me recomienda el segundo disco de Girls. Un grupo Indie de la escena californiana, resultado una vez más de la afortunada combinación de una pareja: en este caso, Chris Owen y Chet White, el primero de Amarillo ( Tejas) y el segundo de Santa Cruz ( California). Muy poco conocidos aquí , Girl es un grupo de culto entre las revistas alternativas de Indie americano como. Su primer disco ya tuvo una gran acogida en dichos círculos, que se mantienen en el segundo publicado en septiembre del pasado año y que lleva por título Father, Son and Holy Ghost.
Siempre que oigo esta letanía recuerdo un disco que conservo como un tesoro, el American Pie de Don McLean, una de cuyas preciosas estrofas decía lo siguiente:
I met a girl who sang the blues
And I asked her for some happy news
But she just smiled and turned away
I went down to the sacred store
Where I’d heard the music years before
But the man there said the music wouldn’t play
And in the streets the children screamed
The lovers cried, and the poets dreamed
But not a word was spoken
The church bells all were broken
And the three men I admire most-
the Father, Son, and the Holy Ghost-
They caught the last train for the coast
The day the music died
And they were singing

Como quiera que aquella copia que compré procedía de la época de la censura franquista, al llegar al verso de the Father, Son and Holy Ghost la voz de McLean era sustituida por un agudo pitido. ¡Ay, que recuerdos¡
Volviendo a Girls no se sabe bien cual es la razón para que eligieran título tan irreverente, como más o menos se deduce de la entrevista en el blog de Kathryn Branch en NY Times. Parece que no tiene relación con el oscuro pasado de Owen en Children of God una oscura secta americana.
¿Y de que va el disco? Pues un compendio variado de la musica americana de los últimos cuarenta años: ecos de los Beach Boys, medios tiempos de influencias costellianas, guitarras sucias a lo Nirvana, hasta la alargada sombra de Neil Young en algún momento. En definitiva, the Father, Son & Holy Ghost.
El primer sencillo tenía un título bien desagradable “Vomit” al que siguió Honey Bunny, que grabó el artista en el porche de casa de su madre con el teléfono móvil
Puro pop calforniano. Me cuenta Angel que estarán en el Primavera Sound. Otra buena razón para ir

.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Americana, indie, pop. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s